Historia

El origen de Combarro podría residir en un castro costero, en el 1105, el pueblo es donado por la reina Doña Urraca al monasterio de Poio. Bajo su señorío viven los vecinos de la villa hasta el siglo XIX, pagando cargas feudales y rentas debido al usufructo de viviendas y tierras. No por ello dejan de poseer organización como concejo, e incluso administración de justicia. Así consta en algún documento donde dice que aquí “había horca y cuchillo, y alcaldes y jueces que conocían de pleitos civiles y criminales.
Su importancia tradicional como puerto de pesca está comprobado en múltiples manifiestos protagonizados por sus marineros. Cartas de hermandad y repetidos conflictos con otros pescadores de la Ría (Pontevedra, Portonovo), que se suceden durante los siglos XV – XVI – XVII y sobre todo el siglo XVI. Los diferentes gremios de marineros mar y tierra pleitearon en el 1788 para que la parroquia S. Juan de Poio a la que pertenecía Combarro, para que se erigiera una parroquia consiguiéndolo en año 1868 con el nombre de San Roque de Combarro.

Combarro se constituye en un hermoso ejemplo de arquitectura popular, adatándose al medio natural en que se sitúa y a modo de vida tradicional de sus pobladores marineros y agrícolas a la vez.
El viajero que camina atento por las estrechas calles del pueblo observara como sus modestas edificaciones se levantan sobre rocas de granito, que forma la costa y llegan a misma orilla del mar. Estas viviendas están construidas en un eje longitudinal que cruza de un lado a otro de la villa. Lo forman la Rúa de S. Roque y “A RUA”, la calle principal. Solo en don el pueblo se ensancha a esta le surge una paralela la Rúa del Mar, así llamada por su proximidad al mar. Transversales a estas Rúas (calles) cruzan una serie de callejones. Por ellos accedían, y aun aceden los marineros, los niños y las mujeres cuando van a la playa a mariscar.
Las casas de Combarro, se orientan así mismo al mar, presentando distintas tipologías, predominando las casas con sopórtales y balcones. En estos aun hoy se pueden observar en algunas restas de espigas de maíz y otros productos para secar al sol, al final de verano y principios de otoño.
Su sencillez constructiva como corresponde a edificaciones realizadas por los propios moradores, auxiliados tan solo por alguna mano experta, no impide que nos encontremos con balcones y solainas labradas en granito en un exquisito barroco. Donde se da este dialogo entre la arquitectura culta y popular, se ofrecen al viajero los ejemplos más sobresalientes del conjunto histórico-artístico. Su construcción data del siglo XVIII.

Los Viajeros que todavía no han recorrido Combarro seguramente tenga una idea poco clara de lo que se van a encontrar. Pero si tenga una idea de los hórreos distribuidos en línea a la orilla del mar. Es la imagen tan difundida cuando se habla de este pueblo, el tópico aunque no deja de ser cierto, es que hay mas de cincuenta hórreos distribuidos por Combarro, constituyen la mayor agrupación de estas construcciones en el territorio Gallego.
En Combarro al hórreo se le llama palleira, debido a que la paja era el material con que se cubrían, los más antiguos, así mismo vegetal era el resto de la cámara o granero, tejidos a modo de cesto con varillas de sauce. Hoy no se conserva ninguno de este tipo. La madera, el granito y el ladrillo son los materiales utilizados para estas construcciones.
El elemento de sustentación es de columnas de piedra y una piedra grande redonda que se le llama tornarratos, en la parte superior sustentando la construcción, el objeto de esta piedra “tornaratos”el único objeto era que los roedores no pudieran acceder a la cámara  o granero superior del hórreo, el hórreo su función principal es para el secado final del maíz y su conservación y es la construcción más agrícola de Combarro.

Donde las calles transversales y las rúas se cruzan, aparecen unas pequeñas plazas, y en estas aparece un crucero esbelto con una fuerte carga simbolica, hoy reducida a sus aspecto formal.


La Cruz de piedra cristianiza, y en Galicia se entiende que protege a los caminantes, en Combarro hay seis cruceros que se alzan en el nucleó, tres muestran en el reverso de la cruz la imagen de virgen del Socorro, que actitud violenta pisa y castiga a la representación del mal. Estos cruceros fueron construidos entre los siglos XVII y principios del XIX.

A Coruña (por autopista): 141Km
Ferrol (por autopista): 160Km
Lugo (auto/carrtetera): 154Km
Orense (por autpista): 125Km
Pontevedra: 6Km
Portonovo: 15Km
Sanxenxo: 14Km
Tuy (por autopista): 43Km
Vigo (por autopista): 32Km
Santiago (por autopista): 72Km
Aeropuerto Vigo (por autopista): 39Km

Vigo – Islas Cíes       Portonovo  - Islas Cíes E Islas Ons     Sanxenxo – Vela  Ruta molinos Samieira  -  La Guardia –Santa Tecla   - Bayona –  Tuy Barrio Judío – Valenca do Miño Portugal


A Toxa  - O Grove – Monasterio de Poio  - Monasterio de Armenteira  - PONTEVEDRA capital monumental  - Santiago de Compostela monumental -  Cambados  Ruta Vino Albariño

 

Diversos restaurantes de todas las categorías y tapas muy recomendados en productos del país.

En Combarro tiene un puerto deportivo con bandera azul.
Esta comunicado muy frecuentemente con la línea MOMBUS que cubre Pontevedra-Combarro - Portonovo – La Lanzada (Playa)- O Grove- A Toxa y otros puntos Ida y vuelta.
 

En el pueblo no se puede circular con vehículos solo carga y descarga y de ninguna manera aparcar, en la zona del puerto deportivo y en la carretera existen aparcamiento.


Aparcamiento de pago solamente ahí en el puerto deportivo.

Laoreet eu

Suscipit non lobortis elit turpis libero diam viverra, vivamus senectus rhoncus aptent sagittis interdum. Phasellus aliquet turpis venenatis fermentum arcu enim amet class, aliquam fusce nulla eleifend libero integer nisl adipiscing, aenean velit enim donec venenatis blandit habitasse. Feugiat libero in semper ac etiam augue integer felis sem, quam tincidunt habitasse magna blandit ad ipsum magna iaculis, egestas varius donec potenti sem habitant aptent feugiat. Lectus porttitor ac viverra mauris curae nibh nostra auctor aliquam, non pharetra donec ultricies rutrum dictumst nunc. Dictum hendrerit adipiscing netus ultricies fermentum facilisis in turpis feugiat, egestas rutrum tempus vitae nec torquent quis facilisis lorem et, felis inceptos senectus ad etiam mi fusce aliquam.

Cras posuere viverra porttitor integer justo fermentum netus eu auctor aptent, curabitur malesuada pretium lobortis ornare commodo leo elit risus.

Xeitoxiño Un Diseño Exquisito